Jack White

La didáctica de Jack White

10/23/2016P. O'Leary

Hace unas semanas, me sugirieron que sería interesante traer hasta el blog un análisis de los fenómenos científicos que Jack White exhibió en el vídeo musical de "High Ball Stepper". Tras el lanzamiento, realicé una intensa investigación que descarté compartir al comprobar que muchos medios publicaron artículos similares. Ahora, con la perspectiva del tiempo, me doy cuenta de que la mayoría (además de estar en inglés) se perdieron un poco en lo anecdótico y descuidaron ¿lo esencial?


El curioso comportamiento mecánico de los fluidos no newtonianos o las figuras sonoras de Chladni, los dos experimentos que se muestran en el clip, si bien son tan visualmente espectaculares y la mar de interesantes, son meros recursos. No obstante, coincido con que los efectos logrados, para traducir a imágenes una de las instrumentales más formidables de la carrera del músico, resultaron tan impactantes que merecen una breve explicación.

FLUIDOS NO NEWTONIANOS: UNOS LÍQUIDOS CON "CRISIS DE IDENTIDAD"
En 1997 (es decir, anteayer) un grupo de investigadores estadounidenses tuvieron que rendirse ante la evidencia empírica de que ciertos fluidos se comportaban de una manera algo "rarita". Lo mismo reaccionaban como gases que como sólidos, pero no por efecto de la temperatura. Nada de eso. Por estimulación mecánica pura y dura. Si les tratas 'con cariño' se te deshacen entre las manos y si les atizas con un martillo, se vuelven sólidos como una piedra.


VIENDO EL SONIDO: LOS PATRONES GEOMÉTRICOS DE LAS ONDAS SONORAS
Este viene de lejos, del S.XVIII nada menos. A Ernst Chladni se le considera el fundador de la acústica, en parte gracias a su experimento con placas -el mismo que se replica en el vídeo-. Simplificándolo mucho, se pone una sustancia granular sobre una placa metálica fija, se generan ondas sonoras (que no son otra cosa que vibraciones) y éstas desplazan el polvo formando dibujos que van cambiando conforme a la frecuencia. Estamos visualizando lo que normalmente escuchamos.


En definitiva el vídeo va de eso, de acústica: la rama de la física que estudia el sonido. O sea, cómo se propagan las ondas mecánicas (solo podemos llamarlas 'ondas sonoras' cuando son percibidas por el oído humano) a través de la materia, ya sea sólida, líquida o gaseosa. De modo que nos encontramos ante el enésimo manifiesto pro-ciencia de Mr. White.

El artista es de esos casos que prueban que uno puede conciliar las antagónicas visiones del mundo que tradicionalmente han defendido religión y ciencia, sin volverse completamente loco. Sigue hablando de Dios, como si tal cosa, pero su noción de dios está claramente distorsionada por altas dosis de pragmatismo -como quedó patente en la Big Interview que mantuvo con Dan Rather-. Habiendo recibido una educación profundamente arraigada en la religión católica, su curiosidad y avidez de respuestas han inclinado la balanza hacia el lado de la ciencia con el paso del tiempo.

Lo demuestra siempre que puede. Desde sus encendidos alegatos a favor de lo analógico hasta sus recientes hazañas aeroespaciales, pasando por su manifiesta admiración por científicos a los que ha dedicado vinilos -véanse Carl Sagan o Stephen Hawking-, entrevistas -como el caso de Buzz Aldrin- o canciones, películas y hasta el branding de su discográfica, consagrada (cómo no) a la grandiosa figura de Nikola Tesla.

Nikola Tesla durante uno de sus experimentos (1898)
Omnipresente en este blog, en la carrera de White e, inclusive, en el vídeo musical de "High Ball Stepper" -aunque sea indirectamente-. Porque si hay alguien que investigó a fondo el asunto, ese fue Tesla que consideraba al planeta como un gran conductor de resonancia acústica y en ese principio basó su teoría de energía eléctrica ilimitada y baratita para tod@s. Algo que, de prosperar, habría cambiado el orden mundial. Demasiado altruista como para que se lo permitieran. Por eso sufrió todo tipo de sabotajes y difamaciones, en vida, y el ninguneo histórico, tras su muerte (en 1943).

Ahora sí, lo esencial (eso es lo que los medios olvidaron mencionar) es que lo que os acabo de contar en este post, lo sé gracias a Jack White. Así que soy la prueba viviente de lo eficaz que es en su papel de divulgador. A ratos científico, a ratos historiador, es alguien que ha decidido aprovechar su privilegiada posición para hacer apología de estos fascinantes hombres con los que la humanidad está en deuda. Y lo hace muy bien, de forma tan pedagógica y atractiva que consigue suscitar interés entre el gran público. 'Engancha' hasta a los que se saltaban alguna que otra clase de física, en su época de estudiantes. Os lo digo yo.

Después de tanta teoría, habrá que volver a verlo ¿no?

Tambien Te Puede Interesar

4 comentarios

  1. Y casi todo lo que me ha hecho admirar a Jack, más allá de su música, lo he leído en este blog, así que excelente papel de mediador.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias, Siril! Valoro el comentario de corazón.

      Eliminar
  2. Coincido con Siril, ahora me perdí de algo con lo de Stephen Hawking, que hizo Mr.White al respecto?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias y no te preocupes, no te has perdido nada. Stephen Hawking es el co-protagonista del mismo disco que Sagan, en particular de la cara B de "A Glorious Dawn". Échale un vistazo a la contraportada: http://thirdmanstore.com/media/catalog/product/cache/1/image/9df78eab33525d08d6e5fb8d27136e95/t/m/tmr020_550b.jpg

      Eliminar

Formulario de contacto