Batería Entrevista

Daru Jones: el arma ¿secreta? (1/2)

4/02/2015P. O'Leary

Así denominaba Esquire, el pasado mes de febrero, al sensacional baterista que lleva cargando, sobre sus hombros, gran parte del peso de la sección rítmica en los shows de Jack White, desde 2012. Durante la gira Blunderbuss cedió parte del protagonismo a su álter ego femenino, Carla Azar; pero en la actual, Lazaretto, Daru Jones goza de plena hegemonía y nos ha conquistado a todos con su talento y su cercanía a los fans. Mr. Jones es, más bien, un 'secreto' a voces...

Daru Jones en mi adorada Chicago [Photo Credit: Joshua Mellin - Vía RUSIC RECORDS]

White podría subirse a un escenario solo y ofrecer un espectáculo formidable. Partiendo de esa base, qué no podría lograr en compañía de la banda que ha armado para su actual gira. Individualmente impecables y conjuntamente inexpugnables, no se alcanza a ver su límite. Si es que lo tienen. Cada uno de ellos -los que están físicamente y los siempre estarán en espíritu- son coautores materiales de que el directo actual de Jack sea de lo mejor que se puede presenciar.

Conseguir destacar de modo particular, en semejante dream team, tiene un mérito descomunal. Por eso, Daru Jones se tiene bien merecido que dediquemos toda nuestra atención durante un par de entradas.

"Jack White sacudió a un Madison Square Garden completamente vendido, durante el fin de semana, en apoyo de su segundo álbum como solista, el nominado a los Grammy Lazaretto. Increíblemente, White solo había tocado una vez previamente en el recinto más famosos del mundo, en julio de 2007, con el tour Icky Thump de The White Stripes, el último antes de la ruptura de a banda. Los fans de este viernes en el Garden que tuvieron la fortuna de haber asistido a aquel concierto, 8 años atrás, notaron evidentes diferencias. Entre ellas: la paleta de colores azul, el tupé engominado y un repertorio más dilatado; la más obvia, la banda de cinco miembros que le acompaña y la ausencia de su cómplice Meg White a la batería.

Puede que solo midiese 1.68 cm, pero dejó un inmenso vacío que llenar. Mientras los críticos a menudo califican su técnica como rudimentaria, su estilo era intencional. Como Jack White le explicaba a Charlie Rose, en 2007, -es como ese dicho de Picasso "le llevó una vida entera aprender a pintar como un niño". Yo no podría tocar la batería así si quisiera hacerlo-.

Continuar con ese legado no hubiera sido sencillo para nadie. Quizás no sea casualidad el hecho de que Jack White haya acabado optando por un sustituto que no puede ser más opuesto a su antigua compañera, tanto en apariencia como profesionalmente. Ahora en la parte derecha del escenario, que antes ocupaba una diminuta chica de piel pálida con un estilo seductoramente simple; hay un fornido tipo negro, que ocasionalmente lleva gafas, con orígenes hip-hop y que golpea ferozmente los parches con un virtuosismo técnico deslumbrante y una teatralidad vodeviliana. Su nombre es Daru Jones y aunque no llegue a proporcionar el mismo nivel de simbiosis de su predecesora, incuestionablemente ha ayudado a definir el sonido de Jack White como solista y a reafirmar su reputación como uno de los mejores directos de la música popular hoy en día.

[Vemos a The Ruff Pack, uno de los proyectos personales de Daru, durante su tour en la primavera de 2014. Versión instrumental del "If 6 was 9" de The Jimmy Hendrix Experience.]


Daru Jones y Meg White pueden no tener mucho en común, pero él y su jefe definitivamente sí lo tienen -como pude averiguar en la conversación de más de dos horas que mantuve con el baterista, a finales de otoño, en Riro Muzik (un acogedor estudio de grabación en Bushwick, Brooklyn, cerca de su hogar). En sus 30 actualmente, Daru también creció en Michigan, no demasiado lejos del Detroit natal de White. Y al igual que White, cuyos padres trabajaron para la archidiócesis católica, Jones procede de una familia intensamente religiosa. Sus abuelos, nacidos en el Sur y miembros de la iglesia pentecostal, fundaron la congregación Church of God in Christ, todavía activa, donde sus padres se conocieron. Su padre, un músico versátil, había enseñado a su madre a tocar el órgano y ambos acabaron siendo los directores del coro de la iglesia. La madre de Jones inició la formación musical de su hijo con el órgano, pero él rápidamente empezó a obsesionarse con la batería.

"El set de batería de la iglesia era de todo el mundo" dice Jones, que es el pequeño de 3 hermanos, "mi madre hacía varias cosas en la iglesia. Durante un tiempo fue bedel allí. Había veces que íbamos todos los días. Cuando salía de la escuela, tenía la oportunidad de practicar. La batería era como La Biblia. Estaba enganchado".

Al margen de las lecciones de órgano, Jones no ha recibido formación música reglada. Aprendió de oído. Muchos de mis antiguos mentores, me elogiaban por ello. Tenía buena memoria. Ese era mi don: tenía la capacidad de emular cualquier cosa que escuchase. Me lo han dicho durante años".

Su padre fue uno de esos mentores, expandiendo sus gustos musicales. "El tipo de iglesia a la que iba, se negaba a cualquier cosa que no fuera gospel. Por mi madre, si se hubiera salido con la suya, solo tocaría gospel. Pero mi padre era más abierto a que tocase otros estilos musicales. Cuando nos montábamos juntos en el coche, él escuchaba a Michael Jackson".

Daru Jones @Hamburgo. Tour Blunderbuss, 2012 [Photo Credit: Jo Mccaughey - Vía Jack White]

Cuando estaba en el instituto en los años 90, Jones se convirtió en un fan del hip-hop. Mis mentores me habían metido en todos esos músicos de jazz -Tony Williams, Dave Weckl, Vinnie Colaiuta, Chick Corea-. Jazz fusión, ¿sabes? Al mismo tiempo, ciertos productores de hip-hop habían empezado a mezclar jazz. Unieron esos dos mundos".

Tras finalizar la escuela, Jones fue reclutado por un conjunto de percusión para girar por Francia. Poco después, una eminente banda de steel-drum [tambores metálicos] de Pittsburgh, le ofreció una posición a tiempo completo. Allí, también se unió a la banda del Shadow Lounge, que cerró sus puertas en 2013 pero fue, durante más de una década, el epicentro del la escena neo-soul y hip-hop de la ciudad. Una noche en el otoño de 2005, la Shadow Lounge acogió un concierto del cantante de Cleveland Aaron "Ab" Abernathy. Cuando su baterista le dejó colgado en el último minuto, le sugirieron a Jones como sustituto. Gracias a su famosa memoria, se aprendió rápidamente las canciones de Ab y el show tuvo lugar sin complicaciones. Ab había sido contratado recientemente por el venerado grupo de hip-hop de Detroit Slum Village -cofundado por el fallecido J Dilla-. Ab estaba montando una banda para respaldar el directo de Slum Village y se llevó a Jones como baterista a varias sesiones.

"Era un sueño" dice Jones. "Slum Village era uno de mis grupos de hip-hop favoritos. Es una locura que ni siquiera los conociera en Detroit".

Tas 4 años en Pittsburgh, Jones se mudó a Nueva York. Enseguida empezó a actuar con un montón de nombres del hip-hop, incluyendo Pharoahe Monch, Black Moon, Ski Beatz & the Senseis, y frecuentes colaboraciones con Roots de Ray Angry, que ayudó a Jones a conseguir el puesto de baterista y finalmente director musical para Idle Warship -el proyecto entre Talib Kweli, de Brooklyn, y el cantante de Philadelphia, Res-. Jones también pasaría algunos años siendo director musical de Kweli, como solista. Pero sería otro rapero, Black Milk, de Detroit, el que conduciría a Jones hasta Jack White.

Black Milk y Jack White [Vía Black Milk]

Black Milk había enrolado a Daru Jones en su banda para girar y, en 2010, se unió a él también en el estudio para grabar su cuarto álbum, "Album Of The Year". Uno de los singles de ese álbum, "Deadly Medley", captó la atención de Jack White, que invitó a Black Milk a Nashville para grabar esa canción y una segunda. Y lanzar en una edición especial 7" a través de su sello discográfico. Black Milk se llevó con él a toda su banda y dieron un concierto completo ante unas 300 personas en Third Man. Fue ahí donde Jones impresionó a White. Jones recuerda "Jack es también un baterista. En nuestro set teníamos una canción que se llamaba "Losing Out" donde tocaba un solo de batería. Así que hice el solo. Jack estaba al fondo del escenario y corrió hacía el frente. Fue como "Yeahhhh!". Evidentemente le gustó lo que hice".

Black Milk - "Brain" (vinilo 7") - Blue Series [Vía Third Man Records]

Le gustó tanto que unos meses después, White invitó a Jones de vuelta a Third Man para participar en un proyecto que estaba realizando con RZA. "Fue como ¡¿qué?! Siiiiii". Me metieron en un vuelo a Nashville. Llego al estudio... y RZA cancela. Jack se sintió fatal. No quería mandarme a casa. Así que dijo "bueno, tengo un par de temas en los que he estado trabajando. Podemos probar con eso". Y, por lo que me han dicho, ese fue el comienzo de Blunderbuss
...

A continuación os dejo a Black Milk interpretanto "Losing Out" en vivo; con el solo de batería de Daru Jones, que conquistó a Jack White, incluido [vía San Saefong]. En la próxima, nos centramos en la relación profesional entre ambos...



[Fuente: Esquire]


Tambien Te Puede Interesar

0 comentarios

Formulario de contacto